alfasigma-7dm
Premios-Esteve


Nueve de cada 10 pacientes con dolor irruptivo oncológico ven afectada muy negativamente su calidad de vida

  • 21 Julio 2015

La Jornada TAKE-M-PAIN reúne en Madrid a más de un centenar de especialistas que desarrollan su labor en Unidades de Dolor de toda España. Expertos advierten de que el dolor irruptivo no se maneja bien en España y explican que el tratamiento debe adaptarse a las características de este tipo de dolor oncológico, que se caracteriza por ser muy intenso, de corta duración y aparecer de forma repentina.

 


Fomentar el conocimiento acerca del dolor irruptivo oncológico (DIO) que frecuentemente padecen los pacientes con cáncer, y proporcionar estrategias para un mejor abordaje del diagnóstico y tratamiento, son los objetivos de este programa educacional TAKE-M-PAIN, un encuentro organizado por la compañía Takeda que cuenta con el aval de la Sociedad Española del Dolor (SED).  Más de 100 especialistas en dolor de distintos hospitales españoles se han dado cita en este encuentro que se ha celebrado recientemente en Madrid.  El curso ha contado con una parte teórica y otra práctica, durante la cual se han impartido talleres de manejo de técnicas intervencionistas en pacientes oncológicos y se han desarrollado debates sobre este tipo de dolor tan incapacitante para quien lo padece.

TAKE-M-PAIN forma parte del proyecto TAKE-M-DIO, un programa desarrollado por Takeda que engloba múltiples iniciativas relacionadas con el dolor irruptivo oncológico (DIO), un tipo de dolor frecuente en los pacientes con cáncer. Su objetivo es mejorar la calidad de vida de los pacientes con DIO a través de un diagnóstico y tratamiento óptimos. Este programa desarrolla estrategias innovadoras basadas en la observación y análisis de las necesidades de estos pacientes.

“El dolor irruptivo es una crisis que padece un paciente que tiene bien controlado su dolor basal por causa de algún cáncer.  Suele ser un dolor de duración corta o media, puede durar desde minutos a hora y media, generalmente aparece de forma brusca (no hay un aumento paulatino de la intensidad) y suele empezar a tener su pico de dolor en menos de 10 minutos”, explica Concepción Pérez, jefa de la unidad de Dolor del Hospital de La Princesa (Madrid) y portavoz de la SED (Sociedad Española del Dolor).  “Otra de las características es que puede ser un dolor que aparezca espontáneamente (sin una causa que lo produzca) o que suceda debido a una causa, voluntaria o involuntaria”, afirma Pérez.

En los pacientes que se encuentran en una situación avanzada de su enfermedad, es más frecuente encontrar dolor irruptivo oncológico. Los expertos reunidos en la jornada advierten de que es muy importante diagnosticarlo para un correcto tratamiento.  “En un 89% de los pacientes existe un impacto muy negativo en su calidad de vida, y muchas veces es el dolor y no la progresión de la enfermedad lo que más les afecta”, asegura Concepción Pérez, quien añade que “cuando haces una buena anamnesis del paciente, llegar al diagnóstico es sencillo.  Sin embargo, a veces las consultas están muy saturadas y no dedicamos suficiente tiempo a preguntarle al paciente”.

La portavoz de la SED afirma que “todavía nos queda mucho por mejorar en el manejo del dolor irruptivo”. Concepción Pérez explica que esto es en parte debido a que el tratamiento debe adaptarse a las características del dolor irruptivo.  “Cuando el dolor es de corta duración, el fármaco que debemos emplear debe ser de efecto muy rápido y que no se prolongue en el tiempo. Sin embargo, por encima del 50% de los pacientes que padecen dolor irruptivo en España, utilizan fármacos por vía oral que no son transmucosos. Estos tardan más en hacer efecto y más en desaparecer, por tanto no se adaptan tan bien al perfil farmacológico del tratamiento de este tipo de dolor”, asegura la portavoz de la SED.

TAKE-M-PAIN forma parte del proyecto TAKE-M-DIO, un extenso programa que aborda el dolor irruptivo oncológico centrándose en el paciente, y que incluye distintas acciones, estudios, proyectos y encuentros educacionales que Takeda ha puesto en marcha en su compromiso con el área de Dolor.  En esta iniciativa se aplica el llamado “Conocimiento Traslacional”, que consiste en la observación y obtención de conocimientos a través de la práctica clínica y de datos obtenidos a partir de la población (seguridad, cumplimiento terapéutico, calidad de vida, etc). En función de estos datos, se diseñan nuevos proyectos que se basan en las necesidades observadas. El objetivo es mejorar la calidad de vida de los pacientes con este tipo de dolor a través de un óptimo diagnóstico. Takeda tiene como meta de este programa aplicar los conocimientos más recientes en DIO a estos pacientes, que en su mayoría ven muy afectada su calidad de vida y supervivencia.

El programa TAKE-M-DIO abarca, además de TAKE-M-PAIN, otros proyectos educacionales, entre los que cabe destacar TAKE-M-ONCO dirigido a Oncología Médica, ENDIO focalizado en enfermería oncológica, y el programa SUPERATION que integra la formación a través de casos clínicos reales, de forma online y presencial, mediante workshops que desarrollarán en los próximos meses.  Asimismo, Takeda tiene previsto poner en marcha estudios epidemiológicos traslacionales que contribuyan a generar nuevos datos obtenidos a partir de la población de pacientes con DIO, cuyas conclusiones puedan aplicarse al conocimiento y mejora del tratamiento y calidad de vida de los pacientes. 

Dentro del marco de TAKE-M-DIO también se ha llevado a cabo el proyecto FOR&DIO, que contó con el aval de SEOM, SEOR, SED y SECPAL, y cuyo objetivo ha sido desarrollar un documento consensuado que refleje la realidad de la práctica clínica en el DIO en España, recogiendo la variabilidad interterritorial en nuestro país.  Entre las conclusiones, en las que han participado un total de 178 especialistas, destacan que la definición del DIO no abarca a todos los perfiles de pacientes con los que los médicos tratan en su práctica clínica, y que algunos profesionales no identifican bien este dolor, dando lugar a dificultades en su diagnóstico y tratamiento.

Por último cabe destacar el estudio DOIRON, el primero realizado en dolor irruptivo oncológico con metodología Delphi en España, cuyo objetivo fue buscar el consenso sobre la definición, caracterización, diagnóstico y tratamiento  del DIO.  En este estudio participaron 126 especialistas pertenecientes a unidades de dolor, oncología médica y cuidados paliativos.

La jornada se ha dividido en dos módulos: uno teórico y otro práctico.  Durante el primer módulo, que ha contado como moderador con Manuel Jesús Rodríguez López, Manuel López Rodríguez y Juan Carlos Pinta trataron la caracterización del dolor irruptivo, la repercusión en la calidad de vida de los pacientes, la esfera emocional, y el pronóstico y supervivencia.  A continuación, Ignacio Velázquez y Josep López Garrido, realizaron una exposición sobre la correcta utilización de opioides y fentanilos de acción rápida en la práctica clínica para el tratamiento del DIO, así como los aspectos legales, en una mesa moderada por Concepción Pérez.

En el segundo módulo, donde tuvieron lugar las prácticas, se desarrollaron varios talleres que fueron presentados por Francisco Villegas. Un taller sobre la ecografía aplicada al dolor oncológico fue impartido por Víctor Mayoral.  Un segundo taller sobre radiofrecuencia y neuromodulación se llevó a cabo bajo la dirección de Juan Pérez Cajaraville, y otro sobre dolor neuropático periférico corrió a cargo de Javier Arranz.  También tuvo lugar una práctica sobre estimulación medular a cargo de María Madariaga, y otra sobre el paciente complejo con DIO, que impartió Luz Cánovas.

Valora este artículo
(1 Voto)
Nueve de cada 10 pacientes con dolor irruptivo oncológico ven afectada muy negativamente su calidad de vida - 5.0 out of 5 based on 1 vote

Deja un comentario

Siete Días Médicos es una web para profesionales sanitarios.
En ningún caso se publicarán ni se responderán consultas médicas realizadas por pacientes.

BOTON LOGO 7DMLa revista Siete Días Médicos y su web son un producto de Ediciones Mayo S.A. destinado a los profesionales de la atención primaria. Los contenidos de la revista y la web requieren de una formación especializada para su correcta interpretación. En ningún caso la información proporcionada por Siete Días Médicos reemplazará la relación de los profesionales médicos con los pacientes.

Web Médica Acreditada. Ver más información

 

 

Comunidad