alfasigma-7dm


Optimizando el tratamiento de la disección carotídea espontánea

- La mayoría de infartos cerebrales son debidos a arteriosclerosis o al cardioembolismo.

- Sólo una minoría es debida a disección espontánea de la carótida interna extracraneal.

- No hay diferencias significativas entre el tratamiento con anticoagulación convencional o la antiagregación con ácido acetilsalicílico

La mayor parte de los infartos cerebrales son debidos a la arteriosclerosis o al cardioembolismo. Le siguen en orden decreciente de frecuencia los infartos cerebrales de tipo lacunar y los infartos cerebrales de etiología no filiada. Sin embargo, en aproximadamente el 2,5% de los pacientes con isquemia cerebral la etiología es una disección espontánea de la arteria carótida interna extracraneal. Este porcentaje se incrementa notablemente cuando se analiza el subgrupo de pacientes jóvenes por debajo de los 50 años de edad. Sin embargo, en el momento actual continúa estando en discusión cuál es el tratamiento antitrombótico más eficaz y más adecuado en dichos pacientes. Hasta ahora lo más habitual era la anticoagulación en dosis terapéuticas durante un periodo aproximado de 6 meses, pero dicha recomendación de expertos no se fundamentaba en ninguna evidencia científicamente relevante.

Para responder a dicha problemática se realizó un estudio prospectivo, no aleatorio, con el objetivo primario de comparar la eficacia y la seguridad en los pacientes con isquemia cerebral por disección arterial de los dos posibles tratamientos antitrombóticos a utilizar: anticoagulación en dosis terapeúticas o antiagregación plaquetaria. El diagnóstico de disección arterial se realizó en todos los casos demostrando la presencia de un hematoma intramural cervical mediante resonancia magnética, angiografía por resonancia magnética o angiografía cerebral convencional. Se consideró la disección arterial como una disección espontánea cuando la causa de la misma fue la tos, un movimiento brusco del cuello, o un traumatismo mínimo.

Se analizaron un total de 298 pacientes consecutivos con disección espontánea carotídea, demostrada mediante técnicas neuroradiológicas; la mitad de los pacientes se trataron con anticoagulación sola y la otra mitad con ácido acetilsalicílico solo (300 mg/día durante 2 semanas y después 100 mg/día durante 3 meses). Los pacientes estudiados tenían de base un infarto cerebral (n= 165), una isquemia transitoria hemisférica (n= 37) o retiniana (n= 8) o estaban clínicamente asintomáticos (n= 8). Durante el periodo de seguimiento, los episodios de isquemia cerebral fueron infrecuentes: infartos cerebrales (0,3%), isquemia hemisférica (3,4%) y retiniana (15%). Sin embargo, estos episodios se presentaron sin diferencias estadísticamente significativas entre pacientes anticoagulados (5,9%) y los pacientes tratados con ácido acetilsalicílico (1,2%). Tampoco hubo diferencias significativas en la presentación de hemorragias cerebrales: 2% en el grupo anticoagulado y 1% en el grupo tratado con antiagregantes.

Los autores del estudio concluyen que la frecuencia de repetición de los episodios isquémicos en pacientes con disección carotídea es baja e independiente del tipo de tratamiento antitrombótico empleado.

Georgiadis D, Arnold M, Von Buedingen HC, et al. Aspirin vs. anticoagulation in carotid artery dissection. Neurology. 2009; 78: 1.810-1.815.

Valora este artículo
(0 votos)

Deja un comentario

Siete Días Médicos es una web para profesionales sanitarios.
En ningún caso se publicarán ni se responderán consultas médicas realizadas por pacientes.

BOTON LOGO 7DMLa revista Siete Días Médicos y su web son un producto de Ediciones Mayo S.A. destinado a los profesionales de la atención primaria. Los contenidos de la revista y la web requieren de una formación especializada para su correcta interpretación. En ningún caso la información proporcionada por Siete Días Médicos reemplazará la relación de los profesionales médicos con los pacientes.

Web Médica Acreditada. Ver más información

 

 

Comunidad