adlinkinternational


Los expertos destacan la importancia implicar al paciente diabético en la autogestión de la enfermedad

Novartis ha reunido en el encuentro 'Diabetes 2Day' a destacados profesionales sanitarios implicados en el manejo del paciente con diabetes tipo 2. Este acto se ha celebrado en el marco del Día Mundial de la Diabetes, que tendrá lugar el próximo 14 de noviembre.

La cuarta edición del 'Diabetes 2Day' se ha presentado como un foro científico de referencia para debatir e intercambiar los últimos avances y los retos de futuro en el abordaje de la diabetes tipo 2.

Los expertos reunidos en el encuentro han puesto de manifiesto la importancia de la educación diabetológica para corresponsabilizar al paciente en el manejo de la enfermedad y ayudar a evitar posibles complicaciones.

«El paciente debe poder manejarse con su enfermedad, una condición que es crónica y, por lo tanto, de por vida. A través de la educación diabetológica pueden promoverse cambios en el estilo de vida de los pacientes, principalmente en los hábitos alimenticios y en la actividad física», según Xavier Cos, médico especialista en Medicina de Familia y Vicepresidente de Primary Care Diabetes Europe (PCDE).

La jornada ha contado con la intervención de Manny Hernández, fundador de la red social EsTuDiabetes y de la Diabetes Hands Foundation , quien ha resaltado la contribución de las nuevas tecnologías y las redes sociales en la formación y educación del paciente diabético. «Estas herramientas dan al paciente un papel protagonista. Empoderan al paciente, conectándolo con otras personas de quienes pueden aprender, permitiéndoles compartir experiencias y prácticas en su día a día», ha comentado Hernández.

En el marco de la jornada se han presentado las conclusiones recogidas del primer 'Consenso sobre el tratamiento del paciente anciano diabético', un documento de referencia que establece criterios comunes y protocolos compartidos en el abordaje del paciente anciano con diabetes. «El documento hace evidente la indiscutible importancia del manejo del paciente anciano con diabetes y el interés creciente en el ámbito científico», ha comentado Leocadio Rodríguez, jefe del sServicio de Geriatría del Hospital Universitario de Getafe.

Complicaciones crónicas de la diabetes

La diabetes tipo 2 puede presentar complicaciones tanto agudas como crónicas. "Las complicaciones más temidas para el diabético tipo 2 son las crónicas, que afectan principalmente a los ojos, al sistema nervioso central y a las arterias. Son, además, las que pueden conllevar mayor discapacidad para los que las sufren", indica el Dr. Cos.

Las complicaciones diabéticas que afectan a la esfera oftalmológica pueden llevar a una situación extrema de ceguera. La diabetes de larga duración puede ocasionar retinopatía diabética, una enfermedad ocular caracterizada por cambios en los vasos sanguíneos de la retina, la capa sensible a la luz que se encuentra en la parte posterior del ojo, que afecta a la capacidad visual del paciente. La retinopatía diabética es la principal causa de ceguera entre la población activa.

«Se calcula que un 5,8% de la población con diabetes tipo 2 de nuestro país sufre retinopatía diabética. Cuando esta patología afecta a la fóvea y a la mácula, que son las zonas donde se concentra la mayor calidad de visión del ojo, el paciente tiene una alteración muy importante de su agudeza visual afectando, por tanto, en su calidad de vida», ha explicado Cos.

Los pacientes diabéticos pueden sufrir también enfermedades de obstrucción de las vías circulatorias, dando lugar, entre otros, al pie diabético, otra de las principales complicaciones de la diabetes tipo 2. El paciente que presenta neuropatía, deformidad en los pies y además tiene un problema de riego arterial tiene un elevado riesgo de sufrir lesiones en el pie e incluso posibles amputaciones. En este sentido, los profesionales resaltan la importancia del seguimiento de esta complicación en el paciente, pues un mal control prolongado de la enfermedad diabética es la primera causa de amputación no secundaria a accidente de trafico.

El envejecimiento poblacional

En España, según datos del estudio Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo., más de un tercio de los pacientes mayores de 75 años tienen diabetes, un 30,7% de los varones y un 33,4% de las mujeres. Según este mismo estudio, la mitad de la población con diabetes tipo 2 de nuestro país tendría más de 65 años.

El paciente anciano diabético presenta particularidades como la presencia de comorbilidades, una elevada heterogeneidad clínica, síndromes geriátricos (deterioro cognitivo, depresión o caídas) y un mayor riesgo de morbimortalidad, entre otras, que condicionan el diagnóstico y tratamiento de la patología. «La diabetes en las personas mayores tiene consecuencias distintas a las que tiene en personas adultas. Además del deterioro funcional ya comentado, aumenta el riesgo de depresión y demencia y de ingreso en residencias», ha destacado Rodríguez.

El encuentro ha ayudado a debatir y compartir las principales recomendaciones recogidas en del documento 'Consenso sobre el tratamiento del paciente anciano con diabetes tipo 2'. En la elaboración del documento han participado la Sociedad Española de Medicina Interna, la Sociedad Española de Diabetes, la Sociedad Española de Medicina Geriátrica, la Sociedad Española de Geriatría y Gerontología, la Red de Grupos de Estudio de la Diabetes en Atención Primaria de la Salud (redGDPS), las tres principales sociedades de Atención Primaria (SEMERGEN, SEMFYC y SEMG), y las sociedades españolas de Endocrinología, Nefrología, Cardiología, Aterosclerosis y de Farmacia Comunitaria.

El documento establece protocolos comunes en el manejo del paciente anciano con diabetes que contemplan las particularidades, la evaluación clínica, el abordaje de las principales complicaciones, los factores de riesgo cardiovascular, así como las modificaciones en el estilo de vida, entre otros. «La principales conclusiones indican la gran heterogeneidad a la que se enfrenta el profesional sanitario ante el anciano con diabetes tipo 2. Esta condición requiere un abordaje individualizado y una evaluación funcional del paciente que tenga en cuenta todas sus particularidades», según Rodríguez.

El paciente del futuro: el e-paciente

«La diabetes es una condición crónica y requiere de autogestión y una participación activa por parte del paciente. Fuera de la consulta, el paciente sigue viviendo con la enfermedad» ha remarcado Manny Hernández, fundador de la Diabetes Hands Foundation.

En este sentido, el mismo Hernández ha resaltado la importancia de las nuevas tecnologías y redes sociales en la educación del paciente para un mayor control de la enfermedad. «El éxito de la autogestión depende de su capacidad de participación. A nivel colectivo, el e-paciente moviliza los recursos y a otros e-pacientes, educando así a más pacientes y multiplicando los resultados en salud», ha explicado Manny Hernández.

Por último, el mismo Hernández ha concluido: «El paciente del futuro debe tener un rol central en el sistema de salud, no debe estar en la periferia. Es una persona que ayuda a definir y mejorar el sistema, que exige servicios que se traducen en más y mejor salud para sí mismo y para la comunidad que lo rodea».

Valora este artículo
(0 votos)

Deja un comentario

Siete Días Médicos es una web para profesionales sanitarios.
En ningún caso se publicarán ni se responderán consultas médicas realizadas por pacientes.

BOTON LOGO 7DMLa revista Siete Días Médicos y su web son un producto de Ediciones Mayo S.A. destinado a los profesionales de la atención primaria. Los contenidos de la revista y la web requieren de una formación especializada para su correcta interpretación. En ningún caso la información proporcionada por Siete Días Médicos reemplazará la relación de los profesionales médicos con los pacientes.

Web Médica Acreditada. Ver más información

Comunidad