alfasigma-7dm


Un nuevo estudio valida el empleo de microchips en el diagnóstico prenatal de enfermedades genéticas

De acuerdo con los protocolos asistenciales vigentes en el estado español, cerca de un tercio de las mujeres embarazadas cumple criterios de riesgo de tener un feto con alteraciones genéticas y son sometidas a una prueba invasiva (amniocentesis u obtención de vellosidades coriales) para poder estudiar los cromosomas fetales. Desde hace más de 30 años, la solución tecnológica establecida pasa por realizar un cariotipo citogenético (que en algunas comunidades se complementa con una determinación rápida de alteraciones, conocida como QF-PCR), que consiste en la observación directa al microscopio de los cromosomas fetales teñidos con colorantes.

Desde la publicación de la secuencia del genoma humano se ha producido un goteo constante de descubrimientos de pequeñas alteraciones cromosómicas causantes de síndromes del neurodesarrollo de mal pronóstico, y que son imposibles de detectar con los estudios prenatales establecidos en la actualidad, pero que sí que lo son empleando nuevas tecnologías. Bajo esta premisa se ha realizado un estudio colaborativo entre hospitales públicos, universidad y empresa privada en el que se demuestra la superioridad diagnóstica de los chips de ADN sobre el actual estándar asistencial. El estudio, que se ha publicado el 6 de octubre en la versión digital de la revista internacional Human Genetics ha sido coordinado por Pérez-Jurado, catedrático de genética de la Universitat Pompeu Fabra (UPF) y coordinador del CIBERER, y financiado por la Agencia Nacional de Evaluación de Tecnologías Sanitarias. Los departamentos de genética y ginecología y obstetricia de los Hospitales Universitarios del Vall d'Hebron (Barcelona) y La Paz (Madrid) han coordinado el trabajo clínico, y la empresa biotecnológica española qGenomics ha aportado los chips de ADN.

El trabajo ha consistido en valorar la fiabilidad técnica, la capacidad de detección, el tiempo de respuesta y el coste de la tecnología estándar (cariotipo) en comparación con el de nuevas tecnologías, como pueden ser el MLPA (multiplex ligation-dependent probe amplification) o los chips de ADN. También se ha valorado el grado de aceptación de estos nuevos tipos de pruebas entre las más 900 mujeres embarazadas que han participado en el estudio.

Los resultados indican que los chips de ADN son técnicamente tan fiables como el estándar actual (tasa de fallo técnico <1%) y que constituyen la tecnología que rinde una mayor tasa de detección de alteraciones genéticas causantes de patología (6,2% de los casos), un 34% superior a la actual combinación de cariotipo y QF-PCR. Esta tasa de detección es más elevada entre las pacientes con alto riesgo obstétrico (12.7%), pero ha sorprendido la elevada tasa de alteraciones (4,2%) detectadas en embarazos que, de acuerdo a los actuales criterios clínicos, son considerados de bajo riesgo.

Valora este artículo
(0 votos)
  • Modificado por última vez en Martes, 23 Abril 2013 06:21

Deja un comentario

Siete Días Médicos es una web para profesionales sanitarios.
En ningún caso se publicarán ni se responderán consultas médicas realizadas por pacientes.

BOTON LOGO 7DMLa revista Siete Días Médicos y su web son un producto de Ediciones Mayo S.A. destinado a los profesionales de la atención primaria. Los contenidos de la revista y la web requieren de una formación especializada para su correcta interpretación. En ningún caso la información proporcionada por Siete Días Médicos reemplazará la relación de los profesionales médicos con los pacientes.

Web Médica Acreditada. Ver más información

 

 

Comunidad