Imprimir esta página

Mejoras en el tratamiento del choque cardiogénico

  • 18 Junio 2019

Un trabajo liderado por el Hospital y el Instituto de Investigación Germans Trias i Pujol (IGTP) y el CIBER de Enfermedades Cardiovasculares (CIBERCV) caracteriza y estudia una nueva cohorte de pacientes de choque cardiogénico para ayudar a predecir el riesgo de sufrir esta complicación, poco habitual pero fatal, del infarto.

El objetivo del estudio era obtener un método fiable para predecir qué pacientes de los que han sufrido choque cardiogénico después de un ataque al corazón tienen más riesgo de no sobrevivir. El choque cardiogénico es una posible complicación del infarto severo en que, súbitamente, el corazón es incapaz de mantener el flujo sanguíneo necesario. No se da en todos los casos de ataque al corazón, pero es fatal si no se detecta y trata rápidamente. Se trata del primer estudio molecular de predicción de riesgo descrito por esta enfermedad y se ha basado en el análisis proteómico, que ha permitido descubrir biomarcadores y validar su uso en la toma de decisiones sobre los pacientes. El nuevo método, combinado con los existentes, promueve tratamientos más precisos. El conocimiento, además, se ha patentado y están trabajando para facilitar su traslado a técnicas inmunológicas de uso extendido para el diagnóstico clínico, como ELISA.

El grupo que lidera Antoni Bayés-Genís en el Hospital e Instituto de Investigación Germans Trias i Pujol y el CIBERCV, y Eduard Sabidó de la Unidad de Proteómica (nodo del ICTS OmicsTech y miembro de la red ProteoRed-ISCIII) del Centro de Regulación Genómica (CRG) y la Universitat Pompeu Fabra (UPF) han identificado 4 proteínas (entre las más de 2.600 analizadas) que identifican los pacientes con choque cardiogénico y mal pronóstico vital. El trabajo se ha publicado en el European Heart Journal, la primera revista del ámbito cardiovascular.

“El artículo muestra el complejo trabajo de recolección de muestras que hemos llevado a cabo para la cohorte Barcelona Discovery, siguiendo criterios estrictos y estándares que nos ha permitido utilizarlas para desarrollar un ensayo in vitro en biopsia líquida para prevenir la muerte en pacientes con choque cardiogénico”, explica el Dr. Bayés. “Este tipo de complicación, detectada a tiempo, se puede tratar de forma específica para restaurar el flujo sanguíneo. El conocimiento que nos proporciona esta nueva herramienta nos ayudará a decidir sobre cuál es la mejor opción terapéutica en cada caso particular”, concreta.

 

Valora este artículo
(0 votos)